Las Corrientes Rusas

kibostudios 21 septiembre 2018

Las Corrientes Rusas son un tratamiento médico estético que esta poco introducido en España, mientras que en otro países, sobre todo en el sur de américa, está ampliamente difundido para querés reducir la celulitis que afecta tu cuerpo o eliminar la grasa excedente, las ondas rusas son muy buen opción.  Por eso, a continuación te detallamos  de qué forma aparecen los efectos que esperas de este tratamiento

Las Corrientes Rusas se realizan mediante electro estimulación a las terminales nerviosas neuromusculares, haciendo que la masa muscular se contraiga rítmicamente y, de esta manera, le proporcionamos firmeza y desarrollo al músculo. Esta maquina de última generación tuvo  su primera función fue rehabilitar los músculos de los astronautas porque lo que caracteriza a la corriente estimulante de las ondas rusas es el nivel justo de modulación que es capaz de penetrar en profundidad en el tejido muscular, como en las adiposidades y en el sistema linfático. Pero dicho tratamiento también favorece al sistema circulatorio facilitando el buen retorno venoso y linfático, que como consecuencia elimina la retención de líquidos en la zona tratada; aumenta la circulación aportando de esta manera oxigeno extra, eliminando toxinas y desechos, lo cual hace que la celulitis mejore su aspecto y tienda a desaparecer

El efecto de este tratamiento es doble porque el cuerpo no sólo recupera tonicidad sino también se deshace de los depósitos grasos que afectan a la silueta. Además tienen el plus de reducir la llamada “piel naranja”, ya que se produce por la acumulación de líquidos. Las ondas rusas hacen que el líquido se vuelva a absorber, y que la celulitis se reduzca.

 

La doctora Banda nos enumera en qué casos es recomendable este tratamiento:

  • Tonifica y eleva glúteos, reafirmandolos
  • Tonifica abdomen, piernas y brazos, creando una imagen de firmeza
  • Detiene procesos celulíticos lo que unido a otros tratamientos ayuda a su eliminación
  • Elimina la retención de líquidos, con la consiguiente pérdida de peso
  • Mejora la circulación de la sangre lo que repercute en un beneficio general del cuerpo en casos como las varices
  • Elimina toxinas y depura el organismo
  • Ayuda a modelar las zonas sobre las que se aplica (glúteos, abdomen, brazos, etc)
  • Elimina flacidez muscular y genera firmeza

En este sentido, la doctora Banda nos comenta que son necesarias un mínimo de 5 sesiones (una por semana) para poder comenzar a ver resultados, pero lo ideal es que sean 10 sesiones acompañadas de supervisión médica y en ocasiones, si fuera necesario, complementadas por otros tratamientos que potencien y amplíen el efecto de las corrientes rusas mejorando los resultados finales.